martes, 2 de septiembre de 2008

Fin de vacaciones y laxantes

Desde pequeño me di cuenta ya de que en septiembre (y en enero) es cuando empiezan a masacrarnos por la tele con la publicidad de diferentes colecciones de cartones enormes con alguna piedrecita, muñeca, cochecito o demás cosas pequeñitas pegadas a él pero no ha sido hasta este año que me he dado cuenta (¿antes estaba?) de que tambien es la época de los laxantes directos e indirectos siendo los primeros un producto destinado únicamente para tal fin o los productos de alimentación que "regulan el transito intestinal" para ayudar a cagar...


Y yo me pregunto... ¿porque? si precisamente cuando la gente vuelve de vacaciones y se va adaptando al ritmo normal suele tener unas diarreas increíbles sea por problemas intestinales o por tener que ver a los jefes otra vez y cagarse en la mierda trabajo que solo da para llegar a fin de mes, o ni eso...



Espero vuestras hipótesis...........

5 comentarios:

mundomarujo dijo...

tomillo, eso es debido a que los que se encargan de programar la publicidad aún están con el jet lag y no renovaron las tandas publicitarias pa la nueva temporada xDD o sino a cuento de que siguen anunciando cremas solares o productos veraniegos? igual lo hacen para hacer más llevadero el famoso síndrome postvacacional, vete tu a sabe xD

Tomás dijo...

cierto xD

UnDomain dijo...

Pero como no te has dado cuenta?
esos anuncios no son para los curritos, sino para los jefes...
Despues de las vacaciones les tienen que dar ideas de como "dar por cu·lo"!

Bancario sectario dijo...

Lo más curioso es que el padre de mi novia tenía un quiosco y nos contó que muy rara vez se llegan siquiera a editar los últimos números de ninguna de esas mandangas! Yo creo que, después de tanto tiempo sin matar el rato en los centros comerciales, sacan estas memeces para que vuelvas a coger el hábito del consumo a lo tonto, así, poco a poco.

Bancario sectario dijo...

No había leído el segundo comentario! Al final te he agregado, he ampliado el tema de los links.